,

Granville Island e inmediaciones

18.7.16

El puente siguiente a Burrard bridge es el de Granville, cuyos orígenes se remontan al año 1889. Forma parte de la Highway 99, una de las autopistas principales de British Columbia, y une downtown con la zona residencial de Mount Pleasant. Además, pasa por encima de la península de Granville Island, con un gran potencial turístico debido a su Public Market, un mercado con puestos de comida rápida y productos gastronómicos de diversas partes del mundo; sus teatros, a los que se puede acudir a ver representaciones; o el arte que emana cada uno de sus rincones.

Los Giants son una prueba de ello. Se trata de unos bidones industriales de gran tamaño pintados por el dúo brasileño OSGEMEOS y pertenecientes a la colección de arte callejero Vancouver Biennale. Hay dos opciones para cruzar a Granville: pasar el puente o tomar un ferry en seawall atravesando el False Creek. El precio de los viajes lo podéis consultar AQUÍ.

 Granville Bridge


 Cruzando el puente
 Granville Island desde el puente
 False Creek ferries




 Burrad bridge desde Granville island
 Public Market








 Arts Club Theatre Company
 Inukshuk Gallery
 The Giants

Federation Art Gallery

Después de pasar una agradable mañana en Granville, lo mejor es aprovechar para recorrer la otra orilla de False Creek, conocida como Island Park Walk. Este paseo une el parque de Varnier, en Kitsilano, con el de Sutcliffe. Aquí hay una pequeña bahía en la que es común ver gente pasando un buen rato en canoas o incluso, es posible que os topéis con barcos piratas con decenas de niños a bordo en busca del tesoro. Es una actividad desempeñada por la empresa Pirate Adventures y puede ser una buena opción si venís a Vancouver acompañados por los más pequeños.

 Yendo hacia  Sutcliffe Park
 Sutcliffe Park




 Pirate Adventures




Continuando el recorrido llegamos hasta Charleson Park, uno de los puntos con mejores vistas de Vancouver y donde también se puede ver otra de las piezas de la Vancouver Biennale: Love Your Bean. Son tres enormes grageas de  Jelly Belly Beans diseñadas por el escultor canadiense Cosimo Cavallaro. Según afirmó Barrie Mowatt, director de este museo contemporáneo al aire libre, “es una localización que atrae a muchas familias con niños, deportistas y ciclistas y ahora tienen una razón para parar, disfrutar de la curiosidad y compartir el arte inspirado en la risa”.


Donde también podéis hacer una parada es en el Heather Civic Marina, un puerto en el que están ubicados el Wiclow Pub o el restaurante Mahony & Sons, con unas agradables terrazas para relajarse o descansar después de la caminata.

 Love your beans, Charleson Park

 Vistas






 Heather Civic Marina, pub y restaurante


You Might Also Like

0 comentarios

Suscríbete al blog...

...y recibe los últimos viajes!

Popular Posts

Facebook