, , , , , , , , , , , ,

Currumbin Wildlife Sanctuary

8.4.15


Los canguros y los koalas, dos de los símbolos más representativos de Australia y visita obligada para todo aquel que venga al país. En la zona de Gold Coast, concretamente en Currumbin, está ubicado el Currumbin Wildlife Sanctuary, un zoo protegido por el gobierno de Queensland que fue construido en el año 1947 y donde se pueden ver estas especies.













El parque fue creado por Alex Griffiths, apicultor, floricultor y conservador nacido en Nueva Zelanda. Su objetivo era acabar con el daño que los lorikeets, unos loros pequeños de colores llamativos, causaban en sus plantas. Para ello decidió alimentarles dos veces al día y así conseguir llamar su atención y alejarles de las flores. Hoy en día, estos animales siguen visitando esta área y cada día, a las 16:30, se les puede alimentar.

 Lorikeets


Para ir Currumbin es necesario coger el tranvía hasta la última parada de Broadbeach y desde allí esperar al bus 700, que es el que hace la ruta hasta el parque. El precio básico de las entradas es de 49$ para adultos y 35$ niños, pero siempre hay alguna oferta que te permite pagar menos. Os aconsejo que estéis atentos a los descuentos que ponen en Groupon, ya que suele haber entradas por tan sólo 20$. Si queréis información a cerca de los distintos tickets podéis encontrarla aquí.

Lo mejor es ir hacia las 12 de mediodía, llevarse comida de casa, y disfrutar del zoo hasta la hora de cierre, que son las cinco de la tarde. Se pueden ver una gran variedad de animales, como por ejemplo serpientes, cocodrilos, distintos tipos de reptiles y aves… Pero lo que más llama la atención son los canguros, con los que puedes aprovechar para hacerte una selfie; los dingos, un perro salvaje australiano que se dice que proviene del lobo; los quokkas, recientemente calificados como el animal más feliz del mundo por el gesto de su cara; el famoso demonio de Tasmania, que bajo mi punto de vista no se parece nada al conocido dibujo animado; y los koalas.












 Tree  Kangaroo

 Dingos

 Tasmanian Devil






Con estos últimos es posible tomarse una foto cogiendo a uno de ellos en brazos. No está incluido en la entrada y por tanto hay que pagar 20$ más, 15$ en el caso de que vayas con dos amigos y decidáis sacaros tres fotos. Otro de los atractivos del zoo son los espectáculos que realizan, nosotros vimos uno en el que enseñaban a esquilar ovejas, otro de aves (que no nos gustó mucho y menos habiendo estado en el de Cabárceno), la hora de comer de los cocodrilos y uno de danzas aborígenes que realmente vale la pena ver.












Además, es posible recorrer Currumbin en un trenecito que te transporta de un lado a otro, alquilando un segway o, para los más aventureros, sobrevolado el parque a través de una tirolina. Es un gran plan para pasar un día en familia o con amigos!

You Might Also Like

0 comentarios

Suscríbete al blog...

...y recibe los últimos viajes!

Popular Posts

Facebook